viernes, 28 de septiembre de 2018

Urbanismo abre un proceso de consulta pública previa a la futura regulación de la ocupación del suelo público con mesas y sillas

La concejala de Urbanismo, Candelaria Díaz, destaca que se busca lograr la convivencia equilibrada entre peatones, vecinos e intereses de los empresarios

La Gerencia de Urbanismo, que dirige la concejala Candelaria Díaz, ha abierto un periodo de consulta pública, de un mes, como trámite previo a la elaboración de la futura Ordenanza Municipal para la Regulación de la Ocupación del Suelo Público con Mesas y Sillas en el municipio, con el fin de recabar la opinión de los destinatarios potencialmente afectados por la norma.

“Lo que se intenta es lograr que una convivencia equilibrada entre el derecho de los ciudadanos, los vecinos y los intereses de los empresarios y entre todos llegar a un consenso”, destaca Candelaria Díaz.

Los interesados podrán participar, hasta el próximo 28 de octubre, de forma telemática, a través del enlace del portal de la sede de Urbanismo,  en la propia sede de la Gerencia de Urbanismo, en la Oficina de Atención al Ciudadano o en cualquiera de las oficinas y registros previstos por la ley.

Si bien, el uso habitual del espacio público está destinado a los peatones, también es frecuente que el Ayuntamiento autorice determinadas actividades que suponen el uso especial del mismo espacio, como pude ser la ocupación con terrazas lo que limita el uso general por el resto de ciudadanos. Esta situación puede generar diferencias de convivencia, que desde la Gerencia de Urbanismo se considera que ha de ordenarse de manera adecuada y equilibrada.

Además, se estima que este proceso abierto a la participación ciudadana puede también aprovecharse para subsanar algunas deficiencias de la actual regulación establecida para el casco, como por ejemplo mejorar el régimen de inspección y sanción, y dar una respuesta rápida a los problemas que puedan derivarse del incumplimiento de la norma.

Igualmente, se quiere regular las condiciones que deben tener estas terrazas para adecuarlas al entorno sin perjuicio de los elementos patrimoniales y el medio ambiente urbano.

Los participantes también podrán emitir su parecer sobre ciertos aspectos regulatorios que suelen establecerse en este tipo de normas y que suelen generar conflictos, como por ejemplo si la regulación debe circunscribirse a la instalación de terrazas (mesas, sillas, parasoles, etc.) complementarias a un establecimiento de hostelería o puede ampliarse a otro tipo de ocupaciones que puedan solicitarse por otro tipo de actividades; sobre cuál debe ser la extensión del espacio a ocupar; el horario o tamaño de las terrazas, etc.

 

Volver

 
 
 
cerrar